Una vigilanta de una museo abismada en sus pensamientos (¿se dice abismada?).

O simplemente aburrida.