¿Cómo ponernos de nuevo en “modo” trabajo? ¿Qué trucos podemos utilizar para salir de la pereza? Quizá empezar por algo pequeñito, algo que no nos haga casi ni pensar, que sea casi automático. Así, nos ponemos a hacerlo casi sin darnos cuenta, y cuando nuestras eternas excusas se quieren despertar, nos encuentran ya metidos en faena, y después ya es más fácil continuar.
Este árbol que pongo aquí arriba no es mío, es del Señor R. Le comenté que me gustaba, por lo simple, y me dijo que curiosamente sólo lo había hecho como un dibujito, una tontería para recuperar cierto estado de ánimo. Que lo recuperó está claro pues siguió dibujando.
Empieza por algo pequeño, que no te asuste, si te cuesta la tarea que tienes ante ti.

“Las manos y el ánimo se pueden entorpecer con la inactividad” - también de “Utopía”.